restaurante_granja_santa_creu_vino

Desmontando 5 mitos del vino

Si eres un amante del vino y te gusta disfrutar tomando vinos en Valencia, estás leyendo en el sitio correcto.

En Restaurante Granja Santa Creu nos hemos puesto manos a la obra y queremos poner un poco de sentido y orden a todo lo que de vino se habla.

Muchos sois los que preguntáis cuando venís a comer o cenar a nuestro Restaurante en Valencia. Los que nos pedís consejo. Los que pedís asesoramiento sobre cómo tomar un buen vino y dónde encontrar sitio donde tomar y disfrutar vinos en Valencia.

Por ello nos hemos decidido a escribir este artículo y derribar algunos mitos que creemos necesario desmontar:

Primero que todo queremos matizar que no es necesario ser un experto para poder disfrutar del vino. Y quizás este sería uno de los primeros mitos y leyendas alrededor del vino. Del mismo modo que no es necesario ser un pintor para entender y disfrutar del arte, que no es necesario ser un cocinero para disfrutar de la cocina, o ser un director de cine para disfrutar de una buena película, tampoco lo es en el mundo del vino. Si lo que estamos bebiendo nos gusta y lo disfrutamos, el resto de conocimientos vendrán con la experiencia. El conocimiento está ahí, hoy en día más que nunca, al alcance de todos. Internet puede ser tu fuente. Es cuestión de dedicarle tiempo y ganas.

Otra gran leyenda alrededor del vino que nos hace chirriar los oídos es la afirmación de que el vino cuanto más añejo, mejor. Es decir, que cuanto más tiempo tenga, mejor es el vino. Paramos un instante para hacer un símil con la vida real. ¿Acaso se es más maduro por que se tenga más edad? ¿Acaso es necesario ser mayor para ser mejor persona? Por todos es sabido que a veces nada tiene que ver la edad real con la edad mental. Jóvenes de 20 años pueden darnos grandes lecciones.  Pues con el vino ocurre lo mismo.

Hay que tener muy en cuenta que el vino es un “producto vivo” y como tal tiene su línea de desarrollo, madurez y declive. Incluso añadiríamos que, hay vinos que guardarlos les perjudica enormemente. Los vinos podríamos decir que son como las personas. Hay algunos más libres que otros.

Siguiendo la línea, existe otro mito que afirma que los vinos jóvenes son de peor calidad.  Esto tampoco es cierto ya que dependerá en parte de la normativa de la región donde se produzca el vino. Es decir, habrá algunos vinos jóvenes con crianza en barrica y otros sin barrica, dependerá de la normativa donde se produzcan. Además, en España encontramos listas de vinos   que incluyen como mejores vinos a algunos vinos jóvenes. Así que, lo joven no es siempre sinónimo de peor calidad en el mundo de los vinos.

Nuestro cuarto mito gira en torno a relacionar de forma directa el precio con la calidad del vino. La típica expresión de ¡ Cuánto más caro mejor ¡. Acostumbramos a confundir valor y precio. Ya decía Antonio Machado que “Todo necio confunde valor y precio” y esta frase es una verdad como una catedral.  Existen vinos de 3 € con un valor de 10 y lo mismo a la inversa. Creemos que lo importante radica en saber para qué ocasión, maridaje y con quien vamos a compartir el vino.

Por último y en lugar número cinco, algunas personas tienen la extraña creencia de que si guardan un  vino crianza en su botellero en condiciones óptimas y durante un tiempo “x”, obtendrán un reserva o gran reserva.  Hay que saber que la principal diferencia entre crianza, roble, reserva o gran reserva son los meses que durante su elaboración han permanecido en una barrica, en contacto directo con la madera. Por tanto, al embotellarlo y dejarlo que pase el tiempo, no lo convierte en un vino superior.

Los vinos son un producto vivo y como tales, nacen y mueren.

Encontramos una fuerte semejanza o símil entre el vino y las personas.

Cuenta con nosotros para ser tu lugar de referencia para tomar vinos en Valencia. Amamos esta disciplina vs arte. Sobre todo, disfrutamos con el vino al igual que con las personas.

 

 

 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *