menú de boda

El menú de boda es una decisión muy importante dentro de toda la organización de boda. Elegir al gusto de todos los invitados que acudirán a la boda no es fácil, pero sí que hay algunos consejos o tips que podemos seguir para acertar al máximo.

En algunos lugares es tradición elegir ambos e incluirlos en el menú de boda. Sin embargo, en otros muchos casos, sí que se elige entre uno u otro plato principal y ahí es donde surge la duda.

 

La elección del plato principal

El sector de las bodas ha evolucionado muchísimo en los últimos años. Las parejas prescinden un poco más de algunos protocolos (aunque sí hay muchas normas que se mantienen) y son ellas las que eligen en todo momento cómo quieren que sea su gran día.

Generalmente y si la boda es de día, tanto la carne como el pescado se elige plato principal de la minuta de boda. Sin embargo, si la boda se celebra por la noche, el banquete de boda suele estar configurado por un menú más ligero y es ahí cuando surge la duda.

Otra opción que recomendamos es preguntar a los invitados más allegados qué preferirían comer el día de la boda, aunque al final tendréis que decidirlo vosotros.

Menú de una boda con pescado

Lo que siempre recomendamos en Granja Santa Creu es no hacer experimentos para este día, así que la apuesta segura es elegir sabores por todos conocidos como puede ser la dorada, la lubina, merluza, el bacalao, corvina, el salmón. También podéis recurrir al marisco si encaja con vuestros gustos y el de los invitados. Aquí es importante considerar la edad de los invitados y la incomodidad que puede ocasionar cierto marisco.

Como entrantes y aperitivos, podéis combinarlo con tartar de salmón, canapés de langostinos, brochetas de langostinos, cóctel de gambas, buñuelos de bacalao y un largo etcétera de primeros platos que parece no tener límite.

 

La carne como plato estrella en el Menú de la Boda

Encontramos muchísima oferta de menús en los banquetes de boda y respecto a las diferentes recetas de carne. Aún así, las parejas sienten predilección por el solomillo, en diferentes recetas y versiones, por su gran aceptación, comodidad para comerlo y porque gusta a la mayoría.

Sin embargo, podemos encontrar diferentes propuestas muy atractivas como el entrecot, la carrillera, la presa ibérica o el jarete de Ciervo. Y por supuesto el confit de pato o el picantón.

Con los aperitivos, las opciones son muy amplias y variadas para el maridaje perfecto, desde nuestros tradicionales saquitos de setas y foie con cebolla caramelizada, tarrina casera de foie con mousse de higos o el timbal de verduras y codorniz

menú de una boda

Lo que es obvio es que es difícil elegir el plato principal de la boda, pero atendiendo al momento del día, a los invitados que asistirán y a vuestros gustos culinarios, podéis hacer una aproximación y empezar a tomar decisiones.

Cada boda es un mundo y es única. Podéis contar con nuestro equipo y nuestro asesoramiento para organizar el gran día.

He leido y acepto la Política de privacidad